Vuelve el público a los estadios del fútbol profesional chileno en modo pandemia

Por Cristóbal Chávez Bravo

SANTIAGO, 11 ago (Xinhua) — El fútbol profesional chileno volverá a recibir público en los estadios el próximo fin de semana, tras más de un año y medio de “divorcio” entre los fanáticos y los recintos deportivos debido a las restricciones de reunión y aforo para evitar la propagación de la enfermedad del nuevo coronavirus (COVID-19) en el país.

La Asociación Nacional de Fútbol Profesional (ANFP) de Chile anunció esta semana la aprobación de 10 estadios que cumplen las condiciones para recibir asistentes, quienes deberán contar con la vacunación completa.

Entre ellos destacan el estadio Chinquihue, considerado uno de los recintos más australes donde se practica fútbol y aloja a Deportes Puerto Montt, o el estadio San Carlos de Apoquindo, en la capital, que pertenece a la Universidad Católica, el vigente campeón de la primera división chilena.

El anuncio lo oficializó este día la ministra chilena del Deporte, Cecilia Pérez, desde el estadio capitalino Santa Laura, también autorizado y que hospeda a la Unión Española.

La funcionaria detalló que hay 12 clubes que tienen público autorizado en los estadios, puesto algunos recintos reciben a más de un equipo, y 19 en tramitación de su permiso.

Además, los recintos irán aumentando las próximas semanas, según lo soliciten.

De acuerdo con la ANFP, los aficionados deberán cumplir un estricto protocolo que considera el uso obligatorio de mascarilla.

También habrá distancia entre las butacas habilitadas, se prohibirá ingerir alimentos y será obligatorio portar el pase de movilidad, un permiso que acredita que las personas cuentan con su vacunación completa contra la COVID-19.

Los estadios podrán recibir público según el aforo autorizado y el estado de apertura de la localidad, que deberá ser como mínimo Fase 3, es decir, donde no rijan cuarentenas.

La secretaria regional ministerial de Salud de la región Metropolitana, Paula Labra, explicó que la responsabilidad primaria cae en los clubes que presentaron los protocolos.

“Habrá auxiliares sanitarios para verificar que las personas cumplan con la normativa. Aplicaremos sumarios sanitarios si hay infracciones. Si hay personas que no cumplen, también podemos hacerle sumario sanitario a esa persona”, precisó.

El presidente de la ANFP, Pablo Milad, aseguró este miércoles tras anunciar el retorno del público a los estadios, que el Consejo de Presidentes de la federación que preside aprobará mañana jueves la prohibición de ingreso a los recintos deportivos por un año a quienes no cumplan con los protocolos.

“Queremos un retorno seguro, con mucha seguridad y compromiso de la gente que asistirá a los estadios. El llamado es a disfrutar del fútbol, pero con el compromiso de cumplir con estas reglas sanitarias”, instó.

El último partido que se disputó con público en el fútbol profesional chileno se celebró el 15 de marzo de 2020, entre el Audax Italiano y la Universidad de Concepción, en el estadio municipal de La Florida, en la capital.

Debido a la expansión de la COVID-19 en Chile, en 2020 el fútbol se paralizó por más de cinco meses y recién retornó en agosto de ese año con estrictas medidas y sin asistentes.

Desde la ANFP han destacado la baja tasa de positividad de exámenes para detectar la COVID-19 en el fútbol chileno.

La temporada 2020 finalizó con una tasa de positividad de 0,174 por ciento.

El viernes se jugará el primer compromiso del fútbol chileno con público en modo pandemia, cuando se presenten los equipos Audax Italiano y Santiago Wanderers en el estadio El Teniente de Rancagua, en la zona central del país.

A la fecha, Chile reporta 1.625.456 casos de la COVID-19, de los cuales 36.157 han muerto.

En las últimas semanas, el país sudamericano ha reportado las cifras más bajas de casos y hospitalizaciones por la pandemia, gracias a las medidas restrictivas adoptadas y a la campaña de vacunación en marcha, al reportar a la fecha menos de 1.000 casos diarios según el promedio móvil semanal.

Chile superó también el 82 por ciento de la población objetivo (15,2 millones) con el esquema completo de vacunación contra la COVID-19 y ha acelerado la inoculación en la población rezagada.

 

LINK NOTA

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *